Dorothy Porter. Gran Hotel.

Luce bien la pobreza,

como una galaxia de jóvenes estrellas ardientes,

de noche

cuando el barrio aferraándose a la montaña

centellea.

No hubo ningún ladrón

en mi cuarto.

Mis cosas están a salvo.

¿Qué me hizo falta

para ser robada?

En la noche

cierro las ventanillas

y escucho el ventilador

esparciendo el húmedo aire ecuatorial.

Por la mañana

estoy impaciente

de caminar a través

de ese bajo y peligroso cielo gris

otra vez.

Publicado por El Rincón del Buscador

Soy un buscador nato. De la Belleza, del Erotismo, de la Poesía, de la Música. Espero que disfrutemos juntos de esta nueva aventura sensual que inicio hoy. ¡Cuéntame!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: